El Congreso debate una iniciativa del Parlament para rescatar o reducir peajes

El Pleno del Congreso debatirá este martes una proposición de ley remitida por el Parlament que exige la creación de un fondo para la homogeneización, el rescate selectivo y la subvención de peajes, con el objetivo último de eliminar parte de los puntos de pago de las autopistas y reducir el precio del resto.

La iniciativa, aprobada en 2008, recibió el respaldo de todos los grupos, incluido el PP.

Así, como ocurre con todas las propuestas que proceden de los cámaras autonómicas, se encargará de la defensa de esta iniciativa una delegación del Parlament, que en esta ocasión estará compuesta por los diputados Josep Rull, de CiU, Marc Sanglas, de ERC, y Santi Rodríguez, del PP, han informado a Europa Press fuentes parlamentarias.

El apoyo que los populares dieron a la proposición en la Cámara catalana no garantiza que el Pleno del Congreso tome en consideración la propuesta pues el Grupo Popular del Congreso ya ha ‘tumbado’ iniciativas autonómicas de sus compañeros, como así ha ocurrido con algunas de los planteamientos procedentes de las Cortes Valencianas.

En concreto, el texto del Parlament destaca que Catalunya recibe una “escasa inversión” por parte del Estado, pese a que el número de peajes en su red de carreteras ha aumentado.

Así, subraya que actualmente la región concentra el 18% de los peajes con concesión estatal y registra el 34% de las vías de pago de todo el Estado.

Ante esta “discriminación”, se pide incrementar la inversión pública, asignar recursos preferentemente a las infraestructuras con un elevado potencial de incidencia en el incremento de la productividad y realizar una gestión eficiente, así como una planificación sostenible para prever el incremento de la demanda de los servicios de transporte de mercancías y de pasajeros en el futuro inmediato.

Gestionado por las comunidades

En su propuesta, el Parlament plantea que antes del 31 de diciembre del año de entrada en vigor de la ley se cree y se regule un fondo de recursos para infraestructuras viarias de peaje y un fondo para la homogeneización, el rescate selectivo y la subvención de peajes en cada comunidad autónoma de régimen común.

Este fondo debería nutrirse de los recursos generados por el pago de impuestos estatales y autonómicos por parte de las concesionarias de las autopistas de peajes, de las donaciones anuales establecidas en los presupuestos estatales y autonómicos, y de recursos provenientes de las sociedades concesionarias de autopistas.

Para “racionalizar la gestión del fondo recaudatorio y ajustarlo al máximo al diseño constitucional del Estado”, se propone también que sean las comunidades autónomas en cuyo territorio haya infraestructuras viarias de peaje las que los ejecuten, y que los criterios de asignación territorial de los recursos presupuestarios sea “proporcional al peso de la recaudación de estos peajes respecto al total del Estado”.

Además, en el plazo de seis meses a partir de la aprobación de la norma, cada Gobierno regional deberá determinar los peajes que deben ser eliminados, la reducción que debe aplicarse al resto, y establecerá un calendario para cumplir estos objetivos.

Fuente: “La Vanguardia”.

Deja un comentario