Casuals y Mossos se lían a puñetazos en el juicio a la banda

Esta mañana se ha vivido una situación insólita en el juicio que se sigue a la banda de los Casuals en Barcelona. El grupo  de 29 Casuals, la facción más radical de los Boixos Nois, sentados en el  banquillo por extorsión, palizas por encargo y tráfico de drogas, se han  enzarzado en una pelea con los Mossos d’Esquadra en el juicio en la Audiencia de  Barcelona.

Los acusados han empezado a insultar a los periodistas que estaban en la sala  del juicio, por lo que la magistrada ha expulsado a uno de ellos, a lo que el  resto ha respondido con gritos y con la amenaza: «Nos vamos todos». En ese  momento los mossos que custodian la sala y otros que se han añadido los han  reducido con las porras. El juicio se ha interrumpido tras los incidentes y los  Mossos se han vuelto a llevar a los acusados esposados a los calabozos de la  Audiencia, a la espera de que se retome la vista, en la que se habían extremado  las medidas de seguridad.

Los acusados, al llegar a la sala polivalente donde se celebra el juicio, han  insultado a la prensa con frases como «perras, solo contáis mentiras», y la  tensión ha ido subiendo en la sala hasta derivar en el enfrentamiento. Algunos  familiares de los acusados han fotografiado a los periodistas en el hall de la  Audiencia, donde se han congregado una decena de familiares y amigos, unos 25  mossos y una docena de periodistas a la espera de que se retome el juicio.

Un total de 29 Casuals están siendo juzgados por formar una  trama de extorsión a responsables de discotecas y por dar palizas por encargo y  dedicarse al tráfico de drogas, y el fiscal pide para el  líder Ricardo Mateo más de 120 años, a la espera de que este lunes  presente sus conclusiones.

Fuente: «La Vanguardia».

Deja un comentario