El TS estudia declarar abusivas las cláusulas suelo y techo de las hipotecas

El pleno de la Sala de lo Civil del Supremo comenzará el martes a estudiar si  declara abusivas las cláusulas «suelo» y «techo» de algunas hipotecas o si cabe responsabilizar a los bancos por  inversiones de «alto riesgo» como las denominadas participaciones  preferentes, entre otros asuntos.

Esta reunión tiene trascendencia porque, además de fijar jurisprudencia, se  celebra cinco días después de que el Tribunal de Justicia de la UE haya  sentenciado que el régimen procesal español en cuestión de desahucios es  contrario a las normativas europeas porque impide al juez paralizarlos si  considera que alguna de las cláusulas hipotecarias es abusiva.

El pleno, que estará encabezado por el presidente de la Sala Juan Antonio  Xiol y será a puerta cerrada, ha sido convocado de martes a jueves para resolver  varios recursos de casación sobre éste y otros asuntos que afectan a intereses  económicos y «muy de actualidad», tal y como anuncia el Tribunal Supremo en un  comunicado.

La petición de declarar abusivas las cláusulas denominadas «suelo» y «techo»  de los contratos de préstamo hipotecario a interés variable procede de la  asociación de consumidores Ausbanc que tiene recurrida una sentencia de la  Audiencia de Sevilla que daba la razón al BBVA y avalaba estas cláusulas en sus  hipotecas.

Los magistrados también tienen encima de la mesa la petición de declarar la  responsabilidad de los bancos por la gestión de capital ajeno en productos de  inversión financiera de «alto riesgo» y «la alegación de incumplimiento de los  deberes de diligencia en información del riesgo en la adquisición de  valores».

Cientos de ciudadanos han reclamado contra entidades bancarias como  perjudicados por la venta de productos financieros de «alto riesgo» a personas  que no estaban cualificadas para tomar la decisión de hacer esa inversión.

La Sala resolverá recursos relativos a productos bancarios estructurados,  para lo que se basará en fundamentos jurídicos que podrían ser válidos también  para sentencias sobre las preferentes.

La Sala también verá otros recursos derivados de los contratos de  arrendamiento celebrados bajo la vigencia del Real Decreto Ley 2/1985 (Decreto  Boyer), pero sometidos a renovaciones periódicas previstas en la Ley de  Arrendamientos Urbanos de 1994, y sus consecuencias en cuanto a duración y  posible desahucio del inquilino.

En otros recursos objeto de estudio también se reclama la legitimación para  pedir la revocación de los contratos realizados por la empresa antes de que se  haya declarado en concurso de acreedores, así como para impugnar acuerdos de las  juntas de copropietarios, y si cabe la subrogación del cónyuge viudo en el  contrato de arrendamiento de la vivienda.

Las sentencias que recaigan en la resolución de estos recursos servirán para  fijar jurisprudencia porque «la doctrina que se contiene en ellas debe ser  seguida por los tribunales inferiores», según recuerda el Supremo.

Fuente: «La Vanguardia».

Deja un comentario